Publicado: 4 de Abril de 2017

Varias son las razones que indican la necesidad de contar con una centralita para la pequeña empresa

La centralita telefónica para una pequeña empresa es esencial para desempeñar las funciones básicas del negocio. Hoy vamos a estudiar el caso de un pequeño hotel. Aunque se presuma de que la atención al cliente cara a cara es primordial, no hay que olvidarse que también son esenciales las conversaciones a través de las nuevas tecnologías.

Varias son las situaciones que se pueden dar. En primer lugar, pensemos en todos aquellos clientes que necesitan saber con más detalle cualquier característica del hotel o de las habitaciones.

Puede darse el caso de que haya más de una llamada al mismo tiempo, y se puede atender a esas personas a través de la centralita, al poder tomar más de una llamada a la vez.

Centralita con teléfonos en cada una de las habitaciones

La centralita telefónica para la pequeña empresa es importante también, al necesitar un teléfono en todas y cada una de las habitaciones. Los clientes se suelen poner en contacto con la recepción y el restaurante, para muchas demandas, por lo que darles un teléfono a su disposición es indispensable.

Aunque sea un hotel pequeño, es impensable hacer al cliente bajar desde su habitación para que haga una petición que se puede perfectamente resolver a través de una llamada de Teléfono. Por ello y más, que se gana en calidad de servicio, al tener implantada una centralita decente.

Comunicación interdepartamental en un pequeño hotel

Otra buena razón para contar con una centralita telefónica para una pequeña empresa, es la necesidad de comunicación interdepartamental. No solamente existe la recepción en un hotel. Este tipo de negocio cuenta normalmente con un restaurante, un bar, el servicio de limpieza de habitaciones, mantenimiento y dirección.

Todos y cada uno de, al menos, los responsables de estos departamentos, necesitan de comunicación directa con el núcleo del hotel, es decir, la recepción.

Además, para todas aquellas gestiones que se hagan desde el hotel, es impensable que todas y cada una de ellas se realicen desde el mismo terminal solamente. Pensar que el director tenga que ir al único teléfono que hay en la recepción para hacer una llamada, es impensable.